Eric Yuan, director general de Zoom, está trabajando en el «futuro de la oficina híbrida»

Eric Yuan, director general de Zoom, está impulsando una plataforma de comunicaciones apta para una "futura oficina híbrida".

zoom 1152x768 1

Eric Yuan, director general de Zoom, está entusiasmado con la vida de oficina a tiempo parcial. Meses después de aparecer en los titulares de mayo diciendo que sufría un caso de fatiga de Zoom, el multimillonario empresario dice que ha descubierto cómo desarrollar un ritmo de citas más saludable, en este momento, pues, el hombre está impulsando a la compañía a reinventarse para crear una plataforma de comunicaciones apta para una «futura oficina híbrida».

Eric Yuan, director general de Zoom, está trabajando en el «futuro de la oficina híbrida»

Hablando de su nuevo proyecto, Yuan explicó: «No lo hemos pensado ni una sola vez. Ahora, para cada función, tenemos que pensar en cómo apoyar al híbrido».

Para Zoom, esto significa que Eric planea ir a la oficina a tiempo parcial, los empleados tratarán con los clientes tanto en línea como en persona, sin diferencia entre ambos métodos. Para su base de usuarios, el plan del empresario se traduce en una oleada de nuevas funciones que aprovechan un entorno mixto, Zoom proporcionará a los empleados y clientes capacidades de venta y asistencia técnica basadas en vídeo, pizarras virtuales, traducción en directo y un nuevo aspecto de su producto de conferencias, Zoom Rooms.

«El objetivo es realmente asegurarse de que podemos aprovechar esta oportunidad para estar conectados», señaló Yuan.

Nuevas herramientas diseñadas para la plataforma de comunicaciones

En este contexto, Zoom creará próximamente un Video Engagement Centre, un servicio que conectará a los representantes del servicio de atención al cliente y de asistencia técnica con los usuarios para realizar consultas o recorridos por vídeo. La herramienta también podría utilizarse en un contexto de compras o de venta al por menor, con vendedores que muestren los productos en tiendas físicas o digitales dedicadas a ellos, la firma espera lanzar este producto a principios del próximo año, junto con plantillas viables para integrarlo en los flujos de trabajo y las aplicaciones de los clientes.

Zoom también quiere introducir pronto otra herramienta, las pizarras virtuales, que se utilizarán cuando sea más importante mostrar datos y gráficos que las caras de los participantes. Este producto debería complementar, más que competir, con las soluciones de pizarras virtuales existentes de startups como Figma y Miro.

La estrategia híbrida de Zoom también ha dado lugar a herramientas adicionales, como el soporte de traducción simultánea para las reuniones que tienen lugar en diferentes áreas geográficas y que implican diferentes idiomas, o el soporte de hot desk que facilitará a los trabajadores reclamar un escritorio y un ordenador temporales y acceder a su cuenta en la plataforma.

Para los participantes remotos en reuniones de oficina que están acostumbrados a ver a todos sus colegas en la pantalla a la vez una experiencia potencialmente alienante, la solución Zoom Rooms de Zoom para salas de conferencias también ofrecerá una vista individual de cada participante para proporcionar una experiencia más consistente. La empresa también tiene previsto ofrecer una opción de «traiga su propia clave de cifrado» para los clientes preocupados por la seguridad y ha mejorado sus herramientas de eventos para que los usuarios puedan organizar y supervisar eventos complejos de varios días dentro de Zoom.

El zoom y la caída de las acciones

Las novedades de la herramienta llegan en un momento que podría ser una encrucijada para la empresa. La primavera pasada, Zoom se convirtió en la herramienta de ruptura de la pandemia del trabajo y la vida en aislamiento: Yuan hizo que la herramienta fuera gratuita para que la usaran todas las escuelas, y el negocio se disparó mientras la empresa también se enfrentaba a una mayor demanda y al escrutinio de la privacidad. Todos los ojos estaban puestos en la plataforma.

En la actualidad, la atención de Wall Street en torno a Zoom ha disminuido un poco con la reapertura de sus oficinas y los esfuerzos de las empresas por recuperar las pérdidas y curar los retrasos causados por la pandemia. Como resultado, las acciones bajaron alrededor del 18% en 2021 y cerca del 50% desde su máximo en octubre de 2020.

La situación fue comentada por el CEO, quien explicó que se enfrentó a un panorama más crítico en 2011, cuando lanzó la plataforma. «Mientras nos centremos en nuestros clientes, nuestros empleados y seamos paranoicos, creo que estaremos bien», señaló. «El problema sería si nos volvemos arrogantes y no escuchamos».

Yuan ha hablado en los últimos meses con el director general de Microsoft, Satya Nadella (las empresas están discutiendo formas de integrar Zoom con Office y Teams) con el director general de Salesforce, Marc Benioff, y con el director general de HP, Enrique Lores, en busca de apoyo y asesoramiento. «Hemos descubierto cómo trabajar juntos para construir algo que los clientes adoren, porque entonces todos tendremos éxito», añadió, «estoy más emocionado hoy que hace diez años, cuando empecé con Zoom«. Por eso no me importan estos movimientos de precios de las acciones a corto plazo. Esto no cambiará nada de nuestra empresa.

Futuros cambios anunciados por el director general Yuan

Sin embargo, la ambición de la herramienta de convertirse en una plataforma de comunicación líder en el sector va más allá de los límites que marca el vídeo por sí solo. A este respecto, Eric Yuan reveló: «Creo que la comunicación por vídeo es sólo el punto de partida. Hay muchos casos de uso: en cualquier lugar, con un clic, en casa, en la carretera en un coche Tesla, en la oficina, tú y yo podemos hablar para hacer cosas. Con la traducción en directo, utilizando la RA [realidad artificial], la RV [realidad virtual] y la IA [inteligencia artificial], creo que el futuro es súper amplio.»

Yuan, por tanto, está especialmente entusiasmado con el potencial de los avatares digitales para representar a los trabajadores mientras se mueven y hablan en las oficinas virtuales; le gusta jugar con filtros de vídeo y terminar las reuniones con animaciones virtuales dinámicas.

Y, mientras Zoom sigue ofreciendo sus servicios a todas las escuelas que lo necesiten, Yuan está encantado de volver a tener a sus dos hijos más pequeños en el edificio. «Queremos que los niños vuelvan a la escuela», dice.

LEA TAMBIÉN:

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

¿Qué piensas?