5 errores encontrados en el 99% de los perfiles de LinkedIn

Según los expertos, hay al menos cinco errores que caracterizan al 99% de los perfiles creados en LinkedIn: he aquí cuáles son y cómo eliminarlos.

linkedIn
linkedIn

Según los expertos, hay al menos cinco errores que caracterizan al 99% de los perfiles creados en LinkedIn; a continuación te contamos cuáles son y cómo eliminarlos.

5 errores encontrados en el 99% de los perfiles de LinkedIn

Una cuenta de LinkedIn brillante es un activo inestimable para los profesionales y casi necesario para la creación de redes. En la actualidad, el sitio alberga casi 740 millones de cuentas y basta con un par de errores importantes para que los compañeros de profesión pongan los ojos en blanco y se dirijan a otros perfiles.

Para colmo, la mayoría de la gente ni siquiera se da cuenta de que está cometiendo un error en la plataforma. Esto es comprensible, ya que no todo el mundo es experto en el uso de la tarjeta de visita efectiva en Internet. Sin embargo, algunas reglas y directrices no oficiales garantizan que se resuelvan todos los problemas y que el perfil sea realmente eficaz.

Erradicando estos errores comunes, se puede mejorar cualquier perfil y ser mucho más eficaz en la búsqueda de oportunidades de trabajo, a la vez que se preserva la solidez de la propia red empresarial.

1. Un título ineficaz

Si el título no es eficaz, es poco probable que el perfil atraiga mucha atención. Al igual que el título de una revista o un libro, el titular de LinkedIn debe ser un breve anuncio de lo que el lector puede esperar encontrar en el perfil. Es lo primero que verá la gente, así que es importante causar una primera impresión positiva.

Esto no significa necesariamente que deba copiar y pegar su título de trabajo. En cambio, es útil centrarse en el uso de palabras clave y acciones relevantes para su trabajo, ya que esto puede mejorar la asociación de la búsqueda.

Los mejores titulares son cortos; algunos dicen que de menos de 120 caracteres, impactantes y dejan al lector con una impresión positiva.

2. Una foto poco profesional en LinkedIn

LinkedIn es una plataforma de medios sociales muy diferente de Facebook e Instagram, y es esencial tener en cuenta los criterios de las fotos aceptables. Un perfil profesional y una foto de portada son componentes clave de LinkedIn. Sin ellas, un perfil parece árido y carece del elemento humano crítico. Las fotos deben transmitir una sensación de calidad, compostura y un toque de carácter. No deben ser un anuncio del propio físico, del último viaje exótico o de cualquier cosa que distraiga al espectador de las habilidades profesionales y de la historia. Tanto las fotos de perfil como las de portada deben ser una declaración sencilla y es mejor no arriesgar demasiado en este sentido.

3. Una sección «Acerca de» de LinkenIn que imita un CV

Quizás el error más común que comete la gente en los perfiles de LinkedIn es tratar su sección «Acerca de»; una breve biografía personal, como un CV. Ambos son bastante diferentes en cuanto a su función. Un currículum debe adaptarse a los criterios del puesto al que se opta. Por su naturaleza, es más aspiracional y explica por qué eres adecuado para un determinado puesto.

La sección «Acerca de» de LinkedIn, en cambio, consiste en presentar un «yo profesional», no necesariamente en busca de un único empleo, sino en exponer quién eres, lo que has conseguido y lo que eres capaz de hacer. Si se hace correctamente, puede dar lugar a nuevas oportunidades profesionales. El tono aquí debe ser una declaración de confianza.

La sección «Acerca de» debe ser breve, ya que los estudios demuestran que las secciones «Acerca de» más eficaces pueden leerse en 30 segundos o menos. A diferencia de las fotos, esta sección es el mejor lugar para inyectar algo de vitalidad y mostrar sus propias características especiales. Además, un escollo común de la sección «Acerca de» es que es demasiado mundana: por lo tanto, es útil incluir algo de estilo y color personal para destacar entre la multitud.

4. Habilidades y experiencias con falta de enfoque

La sección sobre las habilidades y experiencias relevantes debe apoyar las afirmaciones hechas en la sección Acerca de. Lo ideal es que estos estén respaldados por colegas para un mayor apoyo. Este apartado es fundamental porque el 69% de los profesionales valoran más las habilidades verificadas que un título.

El error más fácil en este caso es enumerar todas las habilidades y experiencias que pueda poseer. Por el contrario, debes mantenerte centrado e incluir sólo lo que sea relevante para tus objetivos profesionales.

Un perfil con docenas de habilidades y experiencia no es impresionante, especialmente si no son relevantes para su campo. Puede parecer desordenado y desenfocado, lo que no es la impresión que debe dar un perfil al lector.

5. Sin URL personal

Crear una URL personal para tu perfil de LinkedIn es un paso sencillo que añade un nivel de legitimidad a cualquier perfil. Desgraciadamente, los que se limitan a la configuración por defecto de números y letras aleatorios parecen menos profesionales que los que se toman el tiempo de personalizar.

No tener una URL personal tiene varias desventajas: la más inmediata es que a la gente le resulta más difícil recordar o encontrar un perfil concreto. También puede mostrar cierto grado de pereza o incompetencia técnica, que no son etiquetas útiles para ningún profesional.

En su conjunto, el perfil de LinkedIn es un paso clave para crear una presencia digital eficaz para el profesional. Crear un perfil limpio y eficaz no es tan difícil, y los efectos positivos de hacerlo pueden conectar con oportunidades globales que pueden revolucionar la vida de las personas.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

¿Qué piensas?

datos

Replanteamiento de los mercados de datos de nueva generación